Adquiere el libro Por La Senda Del Recuerdo

Anúnciate en PanamaTipico.com

Bandera InglesaEnglish

Inscríbete como Visitante Frecuente

Los Tembleques


[Tapamoños]

Tapamoños


[Penquitas]

Penquitas


[Pavos reales]

Pavos reales


[Mosquetas]

Mosquetas


[Tapaorejas]

Tapaorejas


[Alacranes]

Alacranes


[Rellenos (centro) y jazmines (extremos)]

Rellenos (centro) y jazmines (extremos)


Por:

Tamara Ponce
2010-07-21

Se conoce como tembleques a uno de los adornos más llamativos que forman parte del tocado de cabeza de una empollerada. La forma, el material con el cual se confeccionan los tembleques y la colocación de los mismos, los convierten en un elemento atractivo por su delicadeza, diseño y brillo deslumbrante.

El origen del uso de los tembleques se debe a que en épocas pasadas las damas utilizaban flores naturales para adornar su cabeza. Pero estas flores, por ser de corta duración fueron reemplazadas, con el paso de los años, por adornos similares, pero elaborados con diferentes materiales.

Es interesante conocer que estos adornos, denominados tembleques, deben su nombre al hecho de que literalmente tiemblan con el movimiento de cabeza de la empollerada, ya que son confeccionados con alambres y materiales delicados. Esto, sumado al hecho de que imitan formas florales y que poseen pequeñas hojas y pétalos, hace que la estructura de cada tembleque tiemble con cada movimiento de la empollerada.

Los tembleques se confeccionan de diversos tipos de materiales, tales como perlas genuinas o imitaciones de perlas (cuentas), brillantes o piedras de cristal de swarovsky o piedras de cristal horneado, gusanillo, escamas de pescado. Este último material tiene una historia interesante, pues se dice que hasta la Segunda Guerra Mundial, los materiales para confeccionar tembleques se importaban desde Alemania. Con la guerra y el bloqueo de Alemania, era imposible traer dichos materiales, por lo que los artesanos buscaron otros materiales para hacer los tembleques, entre ellos las escamas de pescado. Con el paso de los años los tembleques confeccionados con escamas de pescado han sido reemplazados. En la actualidad es común ver el uso de tembleques de cuentas, perlas y cristales de swarovsky. Estos son más duraderos y poseen mayor esplendor. En cambio, los tembleques confeccionados con escamas de pescado son de menor duración.

Los tembleques simulan diversas formas florales y animales, tales como penquitas de palma, rosas, jazmines, mariposas, pavos, alacranes, libélulas. También se confeccionan tembleques en forma de mosqueta, entre otros tipos de flores.

Es importante mencionar que los tembleques no sólo se utilizan con los materiales antes descritos, sino que también se utilizan tembleques de oro, pero estos son de menor de tamaño y sus formas más comunes son las flores, las mariposas y las mosquetas.

Con respecto a los colores, existen dos tipos: los tembleques de colores confeccionados con cuentas y piedras de diferentes colores, los cual muchas veces se combinan con tembleques que llevan en sí pequeños arreglos en forma de flores en botón, conocidos como pimpollos. Esto se logra haciendo uso de telas de colores.

Existen los tembleques blancos. Es muy importante resaltar que si la dama viste una pollera de lujo, los tembleques deben ser blancos y no de colores. Los tembleques blancos se confeccionan usando perlas blancas o cuentas de color blanco y piedras.

En cuanto a la cantidad de tembleques que se pueden utilizar, podemos decir que es común un total entre 12 a 15 pares de tembleques. Es importante mencionar que la razón por la cual se habla de pares de tembleques radica en el hecho de que la colocación de los mismos es simétrica, ya que uno corresponde al lado derecho y el otro al lado izquierdo de la cabeza. En cuanto a los nombres algunos tienen nombres específicos, como es el caso de los tapamoños, que como su nombre lo dice se utilizan para ocultar ambos moños o pelotas. Para esto se utilizan dos pares distintos de tembleques tapamoños en cada lado de la cabeza. También tenemos los tapaorejas, que se colocan justo arriba de las orejas. De ellos se requiere un par. A cada lado del peinetón se colocan las penquitas. El resto de los tembleques cumplen una función de relleno para cubir espacios donde no haya tembleques. De ahí su nombre: tembleques de relleno. Estos son de menor tamaño y en la mayoría de las ocasiones los podemos observar con formas de flores pequeñas. Por último, se colocan los jazmines, que son los tembleques de menor tamaño y van colocados entre la zona de la partitura de cabello la empollerada y las peinetas.

Para conseguir un arreglo y colocación adecuada de los tembleques es importante, en primer lugar, un buen peinado pues será un paso determinante en la correcta distribución de los tembleques.

Se debe procurar que la partidura del peinado en la parte posterior de la cabeza no se cubra con los tembleques, para esto los tembleques deben ir a la misma altura en cada lado y evitar las grandes proporciones de los mismos, especialmente de los tapamoños y de las pencas, pues no deben sobrepasar la altura del peinetón. Muchas veces se observa que se pierde la noción del tamaño real de los adornos y precisamente estos grandes tamaños deslucen el tocado de la cabeza.

Finalmente aconsejamos guardar las proporciones, mantener la delicadeza de los mismos con el uso de materiales que permitan que estos adornos no pierdan su esencia que es la de adornar y mantener el movimiento. Además, para una mayor duración de los mismos es importante guardarlos en cajas que permitan aislarlos del polvo, de la luz y de las altas temperaturas. Para ello se utiliza tela de color negro, pues eso mantiene a los temblequemes menos expuestos a la luz. De esta menera se puede prolongar la duración y se conserva el color original de los tembleques.

Agradecemos a Bolívar González y familia por facilitarnos los tembleques para tomar las fotos de este reportaje.


Invita a tus amigos a visitarnos




¡Suscríbete a nuestras actualizaciones RSS 2.0!




Novela El Hombre de la Casa


Salud y Superación Personal


Afilia tus festivales y ferias a PanamaTipico.com


Sancocho de Letras