Atlas y Calendario de Fiestas del Patrimonio Cultural de Panamá

Bandera InglesaEnglish

Inscríbete como Visitante Frecuente

Bollos de Maíz Nuevo


[Aquí vemos algunas mazorcas de maíz nuevo todavía cubiertas por los capullos.]

Aquí vemos algunas mazorcas de maíz nuevo todavía cubiertas por los capullos.


[Las mazorcas son despojadas del capullo y las barbas y luego se corta el maíz.]

Las mazorcas son despojadas del capullo y las barbas y luego se corta el maíz.


[Los granos de maíz se muelen en una máquina moledora, usualmente de tipo manual.]

Los granos de maíz se muelen en una máquina moledora, usualmente de tipo manual.


[La masa se vierte en los capullos y estos se amarran con hilo de saco.]

La masa se vierte en los capullos y estos se amarran con hilo de saco.


[Los bollos son puestos en agua hirviente y se cocinan por aproximadamente una hora. De ahí quedan listos para ser servidos.]

Los bollos son puestos en agua hirviente y se cocinan por aproximadamente una hora. De ahí quedan listos para ser servidos.


Por:

Marino Jaén Espinosa
2009-07-11

Los bollos de maíz nuevo son una delicia culinaria muy propia de nuestro interior. Se diferencian de los demás bollos, en que los de maíz nuevo se envuelven en el mismo capullo de la mazorca y están hechos con maíz tierno, es decir, maíz nuevo.

Luego de cosechadas las mazorcas, se les quita el capullo cuidadosamente, pues partes de éste serán utilizadas posteriormente para envolver la masa. Se quitan también las barbas del maíz. Seguidamente, se cortan los granos de maíz de la mazorca. Esto se hace con un cuchillo, pues como los granos todavía estar suaves y tiernos, no es posible desgranarlos como ocurre con el maíz viejo.

Los granos cortados son molidos en una máquina de moler y a la masa resultante se le añaden sal y azúcar, y de ser necesario, agua, para lograr una consistencia adecuada que no sea ni muy espesa ni muy líquida y que permita que sea envuelta en el capullo. Algunas personas prefieren colar la masa para eliminarle las bruscas y los ojitos del maíz.

Tal como mencionamos anteriormente, la masa se coloca en los capullos y se amarra con hilo de saco, para que al ser cocinada no se salga. Algunas personas prefieren utilizar los capullos morados del maíz, pues de esta forma el bollo se tiñe y adquiere una presentación atrayente.

Después de ser amarrados, los bollos resultantes se echan en agua hirviendo y se cocinan por aproximadamente una hora. Al terminar este período, ya están listos para dejarse enfriar un poco y luego ser servidos.

Este reportaje sobre uno de los platos más tradicionales de Panamá nos llega gracias a la cooperación de Abel Vergara López (fotos) y Lucy Espinosa de Jaén (descripción del procedimiento de preparación de los bollos).


Invita a tus amigos a visitarnos




¡Suscríbete a nuestras actualizaciones RSS 2.0!




Novela El Hombre de la Casa


Sancocho de Letras