Atlas y Calendario de Fiestas del Patrimonio Cultural de Panamá

Bandera InglesaEnglish

Inscríbete como Visitante Frecuente

Extracción de Agua a Través de un Pozo Artesiano


[Vista de un típico pozo artesiano]

Vista de un típico pozo artesiano


[Mecanismo de succión del pozo]

Mecanismo de succión del pozo


[Boca del pozo. Es por aquí donde sale el agua lista para beber.]

Boca del pozo. Es por aquí donde sale el agua lista para beber.


Por:

Marino Jaén Espinosa
2007-07-29

Hace muchos años, cuando no existían acueductos modernos en nuestros pueblos interioranos, era común ver los llamados pozos artesianos. Hoy en día, pocos sobreviven, pero todavía es posible encontrarlos en zonas muy rurales o en fincas privadas.

El pozo que presentamos en este reportaje, es del tipo denominado como artesiano. Su funcionamiento es muy sencillo. Primero, se construye un agujero profundo en la tierra, hasta que se llega a las aguas subterráneas que circulan por el subsuelo. La profundidad necesaria para llegar al agua varía de lugar en lugar y también de temporada en temporada.

Lo que vemos por encima de la superficie es realmente una bomba rudimentaria. Consta de una estructura de metal que contiene el conducto para que salga el agua y además una palanca. Esta palanca, al ser accionada, genera el efecto de succión que provoca que el agua se eleve por el pozo hasta salir a la superficie.

El agua que se obtenía mediante estos pozos podía ser bebida directamente, ya que la misma estaba libre de impurezas al ser filtrada naturalmente por las rocas que debía atravesar para llegar a la capa freática de la que era extraída por la acción del pozo. Este servidor llegó a beber muchas veces agua de estos pozos en pueblos como Lídice, Villa Rosario y Santo Domingo.

En tiempos de antaño, era común ver este tipo de pozo ubicado en un área céntrica de la comunidad. Muchos parques contaban con un pozo. Esto permitía que todas las familias tuvieran acceso al agua. Además, era frecuente que el pozo del pueblo se convirtiera en un centro social, ya que a él acudían personas de cada familia de manera diaria y por lo tanto era un punto en el que se intercambiaban noticias y mensajes entre los lugareños.

Los pozos artesianos podían ser operados sin riesgo por personas de todas las edades. Como podemos ver en las fotos, es imposible que un niño pueda caer dentro del pozo, cosa que si es posible con los pozos brocales, que son aquellos en los que la boca es ancha y el agua se sube mediante una cuerda y una vasija.

El pozo que vemos en la foto está ubicado en la comunidad de Santa Ana de Los Santos, en terrenos de la familia Bernal, a quienes enviamos un cordial saludo.


Invita a tus amigos a visitarnos




¡Suscríbete a nuestras actualizaciones RSS 2.0!




Novela El Hombre de la Casa


Sancocho de Letras